Cuando el frío se instala en el ambiente, existe un lugar en el Mediterráneo donde refugiarse al abrigo de un paisaje tropical.

Asia Gardens es un complejo de descanso y de lujo, de vegetación exuberante en el que las palmeras se mezclan con  árboles de Constantinopla,  donde conviven especies exóticas, como enormes y llamativas flores del ave del paraíso, entre naranjos y granados, y variedades de bambú de tonalidades nunca vistas, entre arbustos y flores que recrean volúmenes y colores intensos.

Si el verde y los colores de las flores tropicales invaden y cubren el suelo, las aguas quietas y limpias de azules definidos, inundan todo el complejo con piscinas infinitas que se prolongan al horizonte. Las palapas cubren las sombras, del sol del Mediterráneo,  las camas balinesas sirven al descanso y las aguas templadas y transparentes despiertan del sueño.

El hotel es una enorme palapa cruzada por vigas de madera de gigantescas proporciones. De ellas cuelgan originales hileras de ventiladores que mecen el aire y refrescan el ambiente. Las habitaciones amplias y luminosas se asoman al jardín y el baño se esconde tras unas mamparas de cristal que se deslizan para integrar la bañera de hidromasaje en la habitación.  Spas, masajes y rituales de relajación orientales, completan la experiencia.

Si las palapas y jardines son un espejismo de Tailandia, su restaurante Koh Samui, de especialidades  ‘thai’ y orientales, confirma que uno ha hecho el viaje imaginado. Desde que se cruza el umbral llama la atención el servicio que en nada difiere del exquisito trato oriental acostumbrado en esas latitudes y en el que se guarda el turno apropiado para poder atender a cada comensal con el tiempo y el trato necesario.  La cocina esencialmente  tailandesa, sabe trabajar bien los mariscos y los pescados y todos los platos llevan su correspondiente dosis de aderezo y picante, en su justa proporción,  muy al gusto occidental, pero suficiente para dar personalidad a cada ingrediente y que resulten sabores alegres en la boca.

Photograph by Wayne Chasan

Tras un aperitivo de algas wakame de inconfundible sabor fresco y duradero a mar, probamos unas croquetas de carne, con chalotas y cilantro al estilo oriental y unos buñuelos de verdura, cebolla y salsa de soja thai, de considerable tamaño ambas y, algo más enteras que las que acostumbramos a tomar aquí, pero muy sabrosas. Resuelven muy bien las brochetas de pollo ya que las dejan suaves y ricas.  Muy original el rollito de pescado en hoja de plátano (parecido a un tamal), con lima cúrcuma, y tomate, aderezos que se integran y combinan muy bien consiguiendo un gusto muy equilibrado.

Foto Capriles

El bogavante al curry con chalotas fritas y leche de coco es un plato elegante y recomendable. Si prueban el pescado con pimiento, puerro y piña, que a diferencia de lo que ocurre para el gusto oriental en que suele quedar muy hecho, este, se presentaba en su punto, jugoso y apetitoso con un baño de salsa agridulce; no se arrepentirán.

Asia Gardens es un complejo de aguas azules, jardines tropicales y gastronomía Thai de lujo en pleno Mediterráneo.

Asia Gardens. Rotonda del Fuego, Finestrat, Alicante Tlf 966 81 84 00  www.asiagardens.es

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.